Lenguaje corporal 3

 

En la entrada anterior te hablaba de la importancia de «limpiar» todo aquello que hacemos con el cuerpo que no ayuda en la comunicación de tu mensaje.

Este es el punto de partida: tenemos ahora un comunicador que se mueve poco. ¿qué hacemos ahora?Mi propuesta es que detectes momentos importantes de tu mensaje: cuándo enuncias una «perla», cuándo algo que es importante que recuerden,. cuándo el objetivo principal de tu comunicación sobre el que gira todo tu mensaje.

En esos momentos HAZ ALGO DIFERENTE. ¿Para qué? para llamar la atención de los que te escuchan. NO HAY NADA MÁS VALIOSO EN COMUNICACIÓN QUE LA ATENCIÓN DE LA AUDIENCIA.

Al hacer esto te aseguras de que esa parte importante de tu mensaje sea escuchado. Además, estás dando la impresión de ser una persona que domina su cuerpo porque te mueves con propósito y eso hablará muy bien de ti. Por último, estás indicando qué partes de tu mensaje son importantes y cuando tu audiencia puede relajarse un poco y te aseguro que te lo agradecerán inmensamente.

Esta habilidad requiere práctica pero es tremendamente útil y efectiva.

Practica, practica y practica, es el único camino…no hay atajos.

Espero que estos consejos te sean útiles.

Gracias por leerlos.

 

 

🎥 Aprovecho para decirte: ¡SUSCRÍBETE a mi CANAL DE YOUTUBE!

¡Hasta la semana que viene!
Compartir